segundo plano de desarrollo montessori
comment 0

Los huevos de dinosaurio de hielo vuelven a atacar

Hace dos años, escribí sobre la actividad de sacar a dinosaurios en huevos de hielo, algo que a Izan le gustó mucho pero que es más bien una propuesta para niños de 3 a 6 años. Decidimos repetir la actividad, pero de esa vez fue posible ver todo el esplendor de la mente del Segundo Plano de Desarrollo en Montessori en mi hijo, lo que me ha sorprendido de una manera muy tierna.

¿Vamos a repetirlo, mami?

Todo empezó cuando él encontró las fotos en la nube de mi móvil de cuando hicimos la actividad en 2018. «Guau, mami, te acuerdas? Jo, fue tan guay», me dijo, mirando las fotos. Y entonces viene la idea: «¿vamos a repetirlo, mami?». Sinceramente, no tenía ganas de repetir una actividad, y más una que ya no es ningún desafío para nosotros. Pero como estaba ansioso por un momento conmigo, pensé: «que demonios». Y nos pusimos las manos a la obra.

Otra vez a meter los dinosaurios de Safari Ltd en los globos, llenar con água, cerrar y dejar en el congelador por 24 horas. Como meter los dinosaurios es difícil, esa tarea él dijo que lo iba a hacer yo y que él haría el restante (colocar agua y llevar al congelador). Dije ok y empecé a hacerlo, sin darme cuenta que mi hijo ya estaba haciendo algo que todos los chicos del Segundo Plano hacen en el colegio Montessori: estipulan un trabajo en grupo y deciden quién va a hacer qué, como una comunidad.

dinosaurios en huevos de hielo

¡Ah! Las neuronas espejo…

Al día siguiente él estaba ansioso para sacar los «huevos» de los plásticos de los globos, pero estaba liada con mi formación Montessori 6 a 12 años y además tenía dolor de cabeza. «Izan, déjame descansar un ratito, necesito una siesta», le pedí . Y él contestó: «vale, te doy dos horas; las voy a controlar en el reloj y te despertaré, y ahí tendrás de venir conmigo hacer la actividad». Ahí sí me enteré de lo que él estaba haciendo: repetía conmigo mi medicina, o mejor dicho, herramienta de Disciplina Positiva que hago con él cuando me pide «cinco minutos más» de tele. Las neuronas espejo, amigas y amigos, no podemos ignorarlas. 🙂

Él cumplió a rajatabla su promesa y tras exactos 120 minutos de descanso, me despertó diciendo: «vamos a derretir el hielo!», y allá fuimos, a sacar los «huevos» del congelador y preparar los materiales para la operación rescate: una bandeja, sal, agua caliente, recipientes, y también el pico para romper el hielo. Sí, todavía lo tenemos.

El Niño del Segundo Plano de Desarrollo en Montessori

Una vez que le di lo que era necesario, él ya no me necesitó para nada más. Se puso a quitar los plásticos de los globos, haciendo algún interesante comentario: «mami, mira como este dinosaurio se quedó abajo y el hielo se formó encima; es porque él es más pesado que el agua y bajó», «mami, por que el hielo quema las manos si es frio?», «mami, mira, este tiene una burbuja de aire y por eso no se formó hielo aqui».

Todos esos comentarios y preguntas son típicos del niño del Segundo Plano de Desarrollo en Montessori: está observando y sacando conclusiones, y si no las tiene, se hace preguntas. ¿Por que será? , es lo que más escuchamos de las bocas de los niños de 6 a 12 años. Están en plena explosión de su mente razonadora, necesitando aprender.

dinosaurios en huevos de hielo

Él rompió los huevos solo. A veces con sal, a veces con agua caliente y a veces con el pico. Siempre sacando conclusiones de lo que estaba viendo: «mami, sujeta este dinosaurio que acabo de sacar! Estaba en agua caliente pero ahora que lo toco está frio!»

Cogí también el colorante alimentario para hacer «esculturas de hielo» como hicimos también una vez en el pasado, pero no le llamó mucho la atención de esa vez. Lo que estaba interesado era en descubrir (o redescubrir, mejor diciendo) cómo los dinosaurios salían antes del hielo y cómo salian. Y eso, señoras y señores, es la mente del Nino del Segundo Plano en acción.

segundo plano de desarrollo montessori

Como en los colegios Montessori

Los niños del Segundo Plano de Desarrollo hacen exactamente lo mismo en el colegio Montessori: organizan una actividad en grupo, distribuyen los roles, y luego, en el momento de hacer la actividad, observan, sacan conclusiones, hipótesis, apuntan ideas… y también tienen muchas preguntas, que deben apuntar igualmente para buscar, solos, las respuestas. Para eso pueden usar libros de consulta, enciclopedias, preguntar a un experto… lo último que se hace es buscar en Internet. Siempre, recurrir a la pantalla debe ser la última herramienta en Montessori.

La conclusión que saqué de todo eso es que no debemos menospreciar una actividad por ser demasiado fácil o simple, porque de todo se puede sacar conclusiones, a veces más adelantadas que en la vez anterior. También pude ver como el niño del Segundo Plano es un investigador que se asombra con lo que descubre, algo que ningún videojuego puede proporcionar. Y que él puede hacer solo, sin mis explicaciones o direccionamientos. Ahora, aun más que en el Primer Plano, el adulto es solo un guía. Y eso es maravilloso.

Aprovecha que mañana es sábado y que estamos de puente para hacer con tu hijo o con tu hija alguna actividad en que pueda sacar hipótesis y reflexionar sobre el mundo alrededor. ¡Sé testigo de la maravilla de la Mente Razonadora!

Si te ha gustado este post, te pido que lo compartas para que más personas conozcan a Nuestros Momentos Montessori. ¿Te gustaría compartir tu experiencia con este tema? Déjame un comentario.

Y si te gustaría apoyar a Nuestros Momentos Montessori, puedes invitarme a un café con Ko-fi.

Ko-fi es una plataforma de micromecenazgo. Haciendo una donación a partir de 3 euros, ayudarás a Nuestros Momentos Montessori a seguir existiendo. Solo tienes de tener una cuenta de Pay Pal. ¡Muchas gracias por apoyar a Nuestros Momentos Montessori!

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.